Tomando Aire | Parte 1


Por: Juan Antonio Rdz. Guerrero

Somos personas ocupadas. Nuestros horarios estan siempre saturados con el trabajo, la familia, los amigos, la iglesia y otras responsabilidades. En ocasiones nuestros días están tan llenos que no los disfrutamos porque intentamos hacerlo todo. Nuestra relación con Dios y con otros se benefician cuando tenemos un espacio en nuestros horarios. Pero, ¿Cómo empezamos?